Páginas vistas en total

lunes, 22 de agosto de 2011

SEGUNDO MANDAMIENTO DE LA IGLESIA


SEGUNDO MANDAMIENTO DE LA IGLESIA


01.¿Qué nos manda el segundo mandamiento de la Iglesia?
“Confesar los pecados mortales, al menos una vez al año, y en peligro de muerte.

Y si se ha de comulgar.
02.¿por qué dice “al menos una vez al año”?
Porque la Iglesia desea que lo hagamos con más frecuencia y ojala cada vez que sea necesario.
03.¿Por qué la Iglesia desea que nos confesemos “Con frecuencia”?
Ella procura que vivamos libres de pecado, nos conservemos en gracia de Dios y así acumularemos méritos para el cielo.
04.¿Cuál es el “tiempo más oportuno para cumplir este precepto?
El tiempo más oportuno es el Tiempo de Cuaresma y el Tiempo Pascual, también durante las misiones, las romerías a los santuarios, etc.
Y por supuesto también en la propia comunidad según las posibilidades que brinda los sacerdotes.
05.¿Es útil confesarse con frecuencia?
Es muy útil, ya que el señor en este sacramento nos sana del pecado y nos fortalece con su gracia para apartarnos del mal y ayudarnos en el bien.
06.¿desde qué edad obliga?
A los bautizados desde el uso de la razón y a los demás después del bautismo.
07.¿Cuál es la finalidad más importante de este sacramento?
La finalidad de este sacramento es el perdón de los pecados cometidos después del bautismo.
08.¿Qué otros efectos espirituales nos comunica este sacramento?
Los otros efectos espirituales del sacramento de la penitencia son:
• la reconciliación con Dios por la que el penitente recupera la gracia.
• La reconciliación con la Iglesia, y su reincorporación espiritual a la misma.
• La remisión de la pena eterna contraída por los pecados mortales.
• La paz y tranquilidad de la conciencia y el consuelo espiritual
• El aumento de fuerza para el combate espiritual contra el mal.
09.¿Por qué hemos de confesarnos en peligro de muerte?
Porque de nuestra muerte depende nuestra eternidad, y todos hemos de presentarnos con el alma limpia ante Dios.
10.¿Cuál es la felicidad más grande que podemos tener en este mundo?
La felicidad más grande que podemos tener en este mundo es vivir y morir en gracia de Dios, y la confesión nos devuelve la amistad divina cuando la hemos perdido por el pecado mortal.
11.¿Cuándo hemos de acudir también al sacramento de la penitencia?
Cuando queremos comulgar y nuestra conciencia nos indica que estamos en pecado grave.


Dios los Bendiga

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.